miércoles, 28 de noviembre de 2012

El ciclo de Matías Almeyda llegó a su fin. Ayer por la noche la noticia llegó a Almeyda desde el teléfono de Alejandro Kohan, el preparador físico de River, quien acompañaba al Pelado en una cena de técnicos. Así Almeyda se enteró de que dejaría de ser el técnico del club que lo vio nacer como futbolista y donde tuvo su primera experiencia con el búzo.

Así, el fin de año será muy complicado en la vida política de River, que además de todos los problemas internos, ahora deberá buscar el hombre fuerte para tapar la salida de Almeyda. Algunos miembros de la comisión directiva millonaria, del oficialismo, ya habrían iniciado contactos con Ramón Díaz, ese hombre que todos los hinchas quieren volver a ver con el buzo de River, aunque resta mucho camino por recorrer.

Por ahora, el que dijo basta es Almeyda. "Si pretenden que me vaya, me van a tener que echar", había dicho hace una semana, casi anticipando lo que ocurriría y así pasó: Almeyda dejará de ser el técnico millonario por una decisión de la dirigencia encabezada por Passarella.

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada