jueves, 6 de septiembre de 2012

Radamel García, papá de Falcao, contó anécdotas de la formación del goleador colombiano.

Futbolísticamente son noche y día. Polos totalmente opuestos. Mientras Radamel Enrique García King era un zaguero recio y patadura que solo incursionó internacionalmente en Venezuela, su hijo Radamel Falcao García Zárate es toda una figura del balompié mundial y hoy en día muchos lo consideran el mejor nueve del momento.

Desde el punto de vista técnico y en materia de logros las diferencias son notables, pero aunque sean agua y aceite deportivamente, una cosa llevó a la otra.

"Yo soñaba con tener un hijo futbolista y cuando vi que le gustaba el balón, le dije: tienes que jugar de mediocampo hacia arriba porque esos son los que cobran bien, a los picapiedras no nos pagaban nada", contó jocosamente el orgulloso padre de Falcao.

'El Tigre' no salió pintado con los rasgos futbolísticos idénticos a los del papá, pero el viejo Radamel, que realmente luce joven a sus 55 años, notó que pintaba bien, le brindó consejos y permaneció a su lado para empujarlo hacia las mieles del triunfo que saborea actualmente.

"Cuando ya era delantero le dije: si un defensa te da patadas, en la próxima métele un codazo en la cara para que vea que están con alguien bravo", recordó el samario. Pero más allá de los secretos y códigos maliciosos que rodean el balón, Radamel cree que a través del ejemplo le transmitió profesionalismo a su hijo.

"Las cosas no son de gratis, a mí nunca me vieron en una caseta, en un Carnaval, en una fiesta del mar". Esa seriedad y buen comportamiento del 'Tigre' como futbolista es una de las razones de su éxito.

"Falcao no se come un chorizo o una empanada, nada frito. En vacaciones se trae dos máquinas que cuestan como 4 mil euros para hacer ejercicios y mantenerse en forma, es muy, pero muy profesional", resalta el padre.

"Llegar al River también le favoreció bastante por la parte alimenticia y la parte sicológica, desde pequeño lo enseñaron a manejar la presión y a ser ganador", agregó.

Dos anécdotas

1. "Yo lo mandé a entrenar en Santa Fe, pero la mamá se perdió como tres veces en Bogotá, no encontró la sede. Entonces le dije: llévalo a Millonarios, pero allá no lo ponían a jugar".

2. "En Venezuela, una vez le pegaron con una pelota de béisbol por no saber agarrar la manilla. Llegó llorando a la casa y me dijo que lo enseñara a jugar béisbol. Lo llevé a un entrenador y le fue tan bien que después integró varias selecciones y equipos".

"Falcao sueña desde niño con jugar en el Real Madrid"

Radamel Falcao García sueña desde niño con ser jugador del Real Madrid, afirmó ayer su padre, Radamel García. "Su sueño es jugar en el Real Madrid. Siempre de chiquito ha querido jugar en el Real Madrid", manifestó García.

El progenitor de la estrella del Atlético de Madrid expresó que el goleador de moda en Europa supo del interés que por él ya tuvieron los clubes británicos Manchester City y Chelsea, pero
insistió en que "su gran objetivo es jugar en el Real Madrid".

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada