miércoles, 8 de agosto de 2012

El Madrid solventó con una facilidad pasmosa un test serio contra el Milan. Los blancos se impusieron 5-1 a los italianos en Nueva York en un partido en el que Cristiano Ronaldo -con un doblete- y Di María -con otra diana- fueron los motores de un equipo que llega lanzado al final de la pretemporada.



El Real Madrid llega en un gran estado de forma al final de su puesta a punto para el inicio de la competición. Los blancos, en una prueba de nivel y con sus titulares, trituraron a un Milan que no se tomó con la misma intensidad este amistoso en la Gran Manzana. Los italianos -sin sus estrellas Thiago Silva e Ibra vendidos al PSG- parecen estar un punto por debajo de rivales como los blancos en la carrera hacia los títulos.