sábado, 26 de mayo de 2012

Un doblete del goleador del Porto y un autogol de Zimling le permitieron al equipo de Mano Menezes demostrar que sí hay futuro de cara al Mundial en el que la 'canarinha' será anfitriona.

Brasil encontró en Hulk un delantero centro de referencia, una posición vacante hacía tiempo en la pentacampeona del mundo, que anotó dos goles y guió a su selección a la victoria por 1-3 sobre Dinamarca en un amistoso jugado en la ciudad alemana de Hamburgo.

Hulk aportó la potencia y la sangre fría en el remate que se le suelen exigir a los dueños del dorsal '9' de la selección brasileña, marcó dos tantos y pavimentó este fácil triunfo de Brasil ante una Dinamarca muy floja en la primera mitad.

Zimling, en propia puerta, fue responsable del otro gol de los brasileños, mientras que Bendtner acortó distancias en la segunda parte, en la que los daneses despertaron y plantaron algo de cara.

Brasil lucía hoy una alineación improvisada, debido a varias bajas por lesión y a la ausencia de Neymar por sus compromisos de la Libertadores, pero que funcionó en la distribución de juego, presionó bien en campo contrario y fue muy efectiva de cara a la portería.

Lucas Moura y Oscar se entendían con facilidad, imprimieron velocidad al juego de Brasil y desmantelaron rápidamente a una Dinamarca somnolienta y desaliñada, que pagó caros sus numerosos errores iniciales y tuvo que ir a remolque el resto del partido.

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada